Debido a la contaminación, a la polución, al sudor  , etc … es muy importante limpiar, tonificar la piel todas las noches, tanto si nos maquillamos para eliminar los restos de maquillaje como si no nos maquillamos. De esta forma conseguimos que durante el descanso nocturno este limpia y se repare mejor.

  • Después de la higiene nocturna hay que hidratar o nutrir nuestra piel. Si aun no tenemos signos de envejecimiento la hidrataremos y si nos están apareciendo las primeras lineas de expresión la nutrimos.
  • Por las mañanas necesitamos más elasticidad en la piel. Pondremos una crema hidratante es la mejor opción para afrontar el día sin que sintamos la piel con brillos o nos incomode la sensación sudorosa que podamos sentir.
  • Tenemos que usar protección solar a diario y así evitaremos que aparezcan machas prematuramente.
  • Los largos días de exposición solar en verano y en invierno van consumiendo la protección natural que tiene nuestra piel.

     “El mejor aliado para mantener nuestra piel más tiempo joven es la protección solar

Si notas que tu piel ya no absorbe las cremas que utilizas o la sientes áspera y sin vida…Utiliza una vez por semana una exfoliante en casa y poco a poco veras como tu piel se va recuperando.

¿Sabias que utilizando una mascarilla adecuada a tu tipo de piel una vez por semana la hidrata y la normaliza?

En el mercado hay muchas mascaras faciales de aplicar y con efectos inmediatos pero recuerda elegir la adecuada a tu tipo de piel.

Pídenos consejo y estaremos encantados de recomendarte la que mejor se adapte a tu tipo de piel.

¡RESERVA TU CITA EN CUALQUIERA DE NUESTROS CENTROS!